perrito, abandonado, policía.jpg
RSPCA
19 abril, 2021
Redacción ADN40
Es Tendencia

Perrito que abandonaron en la basura se convirtió en perro policía

Nadie espera ver a un Cocker dentro de la policía, hasta que conocen la historia de Badger, el perrito abandonado que se convirtió en agente.

El perrito fue abandonado junto a otros tres canes, y desde pequeño mostró dotes como rastreador. Esta es la historia de Badger, el agente de la policía más querido.

Badger un perrito abandonado, que nadie lograba entender

Los perros que utiliza la policía, deben ser un tipo de can que tenga el instinto y el olfato muy desarrollado. Las razas más elegidas que cuentan con esas habilidades son: el pastor alemán, el pastor belga y el labrador, es por esta razón que cuando Badger llegó a la escuela de perros policía, realmente no encajaba con sus compañeros.

Badger es un perro Cocker spaniel, que fue abandonado en un contenedor de basura, en Inlgaterra. Fue durante una fría mañana inglesa, en una región del Sudeste de Gran Bretaña. Una sociedad protectora de animales llamada RSPCA encontró al pequeño perrito, junto con sus dos hermanos, tirados en un contenedor de basura.

Los pequeños cockers tenían enfermedades en sus ojos y oídos, además de sarna y desnutrición evidente.Los rescatistas, los cuidaron y sanaron, y con el tiempo, vieron que Badger tenía habilidades de perro rastreador, que lo hacían diferente a los demás.

Entonces se los ofrecieron a la policía de Surrey, luego de que fuera rechazado por varias familias adoptivas, que no lograron adaptarse a él y su hiperactividad. Y así fue que el perrito entró a la escuela de policías. “Era muy bueno siguiendo el rastro con su nariz, así que contactamos a la policía para ver si estaban interesados en contratarlo como un nuevo recluta”, dijo Jo Douglas, la mujer que cuidaba de Badger.

El entrenamiento del perrito policía

Hoy Badger es un agente canino en la Unidad de Perros de la Policía de Surrey y Sussex. Y su agente está muy feliz con él: “Después de mucho amor y entrenamiento, ha recuperado la confianza en los humanos. Todavía tiene ese lado descarado, pero está obsesionado con el trabajo. Me hace reír todo el día”, dijo a Daily Mail, el policía Steph Barret.

El trabajo fue arduo, el perrito abandonado debió controlar sus impulsos inquietos, y aprender a cumplir diferentes tipos de misiones, desde la detección de sustancias estupefacientes, dinero, explosivos; a restos humanos o elementos inflamables.

Hoy el perrito que salió de la basura, que estuvo abandonado y enfermo, ha cumplido 24 meses y hace 10 que es parte de la fuerza de policía, y se desempeña como perro rastreador.

La noticia por todos los medios. ¡Descarga nuestra app!

Gm

Más Noticias