sindrome kessler satelites peligro.jpg
European Space Agency
23 noviembre 2021 15:11hrs
Actualizado el 23 noviembre 2021 15:11hrs
Redacción ADN40
Ciencia

Los satélites artificiales son un peligro: conoce el ‘Síndrome Kessler’

La carrera espacial de potencias mundiales y compañías está saturando a la órbita de satélites lo que, de acuerdo con el Síndrome Kessler, sería un peligro.

La humanidad ha presenciado constantes avances en la carrera espacial de las potencias mundiales, donde no sólo se busca la exploración de planetas como Marte, sino también predominar en la órbita espacial con satélites. Sin embargo, esta ambición cósmica podría representar un peligro, según lo que postula el Síndrome Kessler.

En el año 1978, el científico y consultor de la NASA Donald J. Kessler postuló una teoría en la que alertó sobre el constante número de satélites artificiales que las potencias ponían en órbita cada año.

Aseveró que tal número de satélites no haría más que crecer con el paso del tiempo, a tal punto que llegaría el escenario en el que la tierra se encontrará cubierta de una gigante capa de basura espacial.

En el futuro distópico de Kessler, el volumen de esta chatarra flotando en la órbita baja terrestre sería tan alto que incalculables pedazos de satélites volarían de forma incontrolada, impactando como balas sobre otros objetos.

Cualquier tipo de satélite, ya sea de comunicaciones, meteorológicos o astronómicos, estaría en constante riesgo de colisionar con fragmentos de otros aparatos espaciales, lo que aumentaría el número de basura espacial en un “efecto dominó” de proporciones cósmicas.

Síndrome Kessler sería una realidad

El síndrome Kessler ha cobrado más relevancia en los últimos años, pues existe una carrera satelital, no sólo de las potencias mundiales, sino también de poderosas compañías que desean predominar en el espacio.

Tal es el caso de los empresarios Elon Musk y Jeff Bezos, los considerados hombres más poderosos del mundo, que planean ofrecer sus servicios de internet satelital en todo el mundo.

Musk ya cuenta con mil 500 satélites en órbita para proporcionar globalmente la red Starlink. Sin embargo, aún es una cifra lejana de los 42 mil que pretende lanzar al espacio el dueño de Tesla.

Por su parte, Bezos y su proyecto Kuiper planean proveer de internet a 95% del planeta con 3 mil 236 satélites de baja latencia.

Modelos empleados por las fuerzas aéreas de los Estados Unidos ya concluyen que el ambiente espacial es “inestable”. Incluso la Agencia Espacial Europea (ESA) ha señalado que proyectos para retirar la chatarra espacial tendrían poco impacto, por lo que la colisión en cadena de fragmentos satelitales, como lo postula el Síndrome Kessler, es inminente.

La noticia por todos los medios. ¡Descarga nuestra app !

ME

¡Suscríbete a nuestro boletín de ADN 40 en Google News!
Más Noticias