El pavo, lomo, romeritos, bacalao, ensalada de manzana, son algunos de los platillos que se preparan en estas fiestas decembrinas, pero te has preguntado ¿Por qué sabe mejor el recalentado?
Notimex
20 diciembre, 2020
Redacción ADN40
Es Tendencia

Esta es la razón por la que el recalentado en estas fiestas decembrinas sabe mejor

Luego de las cenas de estas fiestas decembrinas donde se sirven pavo, lomo, romeritos, bacalao, entre otros platillos, las familias realizan el tradicional recalentado, pero te has preguntado ¿por qué sabe mejor?

El pavo, lomo, romeritos, bacalao, ensalada de manzana, son algunos de los platillos que se preparan en estas fiestas decembrinas, pero te has preguntado ¿Por qué sabe mejor el recalentado?

  En una entrevista para la revista Muy Interesante, Debby Brown, experta en gastronomía, indicó que coincide en que, efectivamente, el recalentado “sí sabe mejor pero no todos los platillos que se hacen para Navidad y Año Nuevo al siguiente día tienen esa característica”.

Señaló en que se debe por una reacción química, pues al colocar de nuevo los alimentos en el fuego, los líquidos que sueltan y estos se modifican.

Brown comentó que ingredientes como el pavo son más aptos para el recalentado “porque se combinan varias características de los ingredientes que se utilizan en el platillo”.

Este cambio comienza cuando los ingredientes del platillo reposan por más tiempo y al calentarlos se intensifican.

Por ello, el pavo o el lomo que contengan jugo de naranja tendrán más intenso el sabor a cítrico; el mole de los romeritos estará más concentrado.

Si quieres preservar los sabores de los platillos aquí unos tips:

Guarda siempre bien los alimentos; ya sean recipientes de vidrio o plástico y esto evitará que los alimentos absorban olores de otros. ¡Prohibido guárdalos con envases de metal!

Procura guardarlos con el mínimo de aire para que no aceleres la putrefacción de estos. Además no los dejes a temperatura ambiente.

De acuerdo con la información publicada en la BBC acerca de este tema, no toda la comida guardada de un día para otro va a saber mejor, principalmente los platillos fritos y las pastas, pues los platos fritos pierden su calidad crujiente y la pasta tienden a volverse más espesas.

Las pechugas de pollo, el sushi y otros pescados y mariscos tampoco suelen ganar más sabor en días después de preparados.

Para Debby Brown, “la manipulación limpia es muy importante porque de qué sirve que tengamos en el refrigerador un alimento que lo vamos a recalentar y ya va contaminado, las bacterias no se eliminan ni con la refrigeración, ni con la congelación. Por eso no es recomendable recalentar más de una vez, ni volver a congelar algo que descongelamos”.

La noticia por todos los medios. ¡Descarga nuestra app!

lhp

Más Noticias