Expertos advierten que la sobreexposición de niños a pantallas retrasa el desarrollo de comunicación en niños

Un estudio ha revelado que los niños que pasan más tiempo cerca de la pantalla escuchan menos palabras nuevas

1 minutos de lectura.
Compartir:
Escrito por: Jesús Álvarez
Niños que son expuestos a pantallas digitales pueden sufrir problemas en el desarrollo verbal, señala estudio
Getty Images

Durante los últimos años, las pantallas digitales se han vuelto parte del día a día de la mayoría de las personas, tal es el punto que niños pequeños conviven y usan pantallas a diario, pero esto puede representar un problema en el desarrollo del menor. Un estudio ha revelado que la sobreexposición de menos a pantallas retrasa el desarrollo de comunicación.

Suscríbete a nuestro canal de Telegram y lleva la información en tus manos

Según el estudio, los menores que pasan muchas horas frente a las pantallas escuchan menos palabras y les dificulta su desarrollo de lenguaje. Es por ello que los expertos han explicado los efectos negativos de la sobreexposición a pantallas, pues aseguran que puede afectar a otros aspectos como puede ser la salud mental y el control del peso corporal.

También te puede interesar:

Un estudio científico confirma cuál es el hermano más inteligente

En el debate sobre si el orden de nacimiento afecta la inteligencia de los hijos, un estudio ha desvelado un resultado que podría poner fin a la disputa

Ver nota

¿Cómo afecta la sobreexposición de pantallas a los menores?

Un estudio publicado en el Journal of the American Medial Association (JAMA) ha revelado que la exposición prolongada a pantallas afecta el desarrollo verbal de los niños, impidiéndoles aprender más de mil palabras nuevas. Esto también podría orillar a los menores a la depresión y obesidad, señala el estudio hecho por un grupo de expertos.

El estudio fue realizado por investigadores australianos de Telethon Kids Institute, quienes llevaron a cabo un seguimiento de más de 220 familias durante un período de dos años. Durante el tiempo de estudio, los expertos usaron un dispositivo de reconocimiento del habla en niños de uno a tres años; este dispositivo lleva por nombre “FitBitlingüístico.

El dispositivo permitió rastrear la exposición a ruidos electrónicos y poder evaluar cómo el tiempo frente a pantallas afectaba las interacciones sociales de los menores. Los resultados revelaron que a medida que los niños pasaban más tiempo frente a dispositivos electrónicos, disminuían sus oportunidades de aprendizaje lingüístico, algo que era más notorio en niños de tres años.

A pesar de que la Organización Mundial de la Salud (OMS) recomienda limitar el tiempo de pantalla a solo una hora diaria para niños de hasta tres años. Los grupos que estaban siendo estudiados, pasaban cerca de tres horas diarias frente a una pantalla, perdiendo hasta 1,139 nuevas palabras, dejando de usar 843 palabras y teniendo 194 conversaciones menos.

adn40 Siempre Conmigo. Síguenos en Showcase de Google y mantente siempre informado

¡No te pierdas nuestro contenido, sigue a adn40 en Google News!