cueva-hallazgo.jpeg
22 julio, 2020
Redacción ADN40
De punta

Descubren evidencia humana en América del Norte de hace más de 30 mil años

El hallazgo fue realizado en la que llaman la Cueva del Chiquihuite, ubicada en la región de Concepción del Oro en Zacatecas.

Herramientas de piedra halladas en una cueva en México indican la presencia de seres humanos en América del Norte hace ya 30 mil años, mucho antes de lo que reconocen la mayoría de los científicos, de acuerdo con un estudio reciente.

  Los restos fueron hallados en la que llaman la Cueva del Chiquihuite ubicado en la región de Concepción del Oro en Zacatecas.

cueva.jpeg

A través de un comunicado, la Secretaría de Cultura, señaló que la investigación multidisciplinaria fue publicada en la revista científica Nature, en la cual los científicos, encabezados por el doctor Ciprian Ardelean, arqueólogo de la Universidad Autónoma de Zacatecas, sugieren que América del Norte estaba poco poblada, posiblemente, antes del Último Máximo Glacial (LGM, por sus siglas en inglés), que ocurrió entre hace 18,000 a 27,000 años; es decir que existieron grupos humanos anteriores a los Clovis, por mucho tiempo considerados los primeros pobladores de América, con 13,500 años de antigüedad.

La cueva es de paredes grisáceas, tiene dos cámaras interconectadas, cada una de más de 50 metros de ancho, 15 metros de alto y un suelo inclinado repleto de estalagmitas. Estas puntas carbonatadas son las centinelas del pasado: “Debajo de los espeleotemas uno pisa el Pleistoceno”, dice con emoción Ciprian Ardelean. Las herramientas más antiguas se alcanzaron a los tres metros de profundidad, pero en todas las capas se encontraron artefactos.

Al momento se tienen clasificados núcleos, lascas, cuchillas, restos de lascas modificadas o usadas, rascadores, puntas, azuelas y elementos puntiagudos formados por fractura de los bordes de la piedra caliza y láminas de calcita. Resultados de análisis petrográficos sugieren que no pertenecen a la roca que conforma las paredes y el techo de la cueva.

El 90% de las herramientas son de piedra caliza recristalizada, de colores verde y negruzco, disponible en las proximidades del sitio, en forma de pequeños nódulos sueltos, erosionados de fuentes geológicas aún no identificadas.

Asimismo, describen avances en el estudio de la lítica recuperada en la cueva, la cual suma alrededor de mil 900 artefactos de piedra. Explican que se trata de una tradición cultural de trabajo de piedra desconocida, que perduró durante los casi 18,000 años de ocupación del sitio.

En entrevista, el arqueólogo Ciprian Ardelean detalló que el hecho de tratarse de lítica desconocida no significa algo extraordinario, pues la talla de piedra en los grupos cazadores-recolectores del Pleistoceno es distinta.

La noticia continúa, mantenla encendida. ¡Descarga nuestra app!

lhp

Más Noticias