KAL|1_go2qk2to
13 abril, 2017
Redacción ADN40
Salud

La solución para prevenir el asma y la obesidad infantil es tener un perro

Un estudio reveló que las bacterias caninas fortalecen el organismo humano ante estas enfermedades.

Una de las principales preocupaciones a nivel mundial en materia de salud es la obesidad tanto en personas mayores como niños. Ante este desafío, un grupo de investigadores de la Universidad de Alberta, Canadá, realizó un estudio en el que pudo comprobar que aquellos niños que cuentan con un perro en su hogar, tienen menos posibilidades de padecer obesidad a temprana edad.

  Lo anterior, se debe a que las bacterias que estos animales llevan en su pelaje y desechan en sus residuos orgánicos provocan que el sistema inmunológico humano cree dos anticuerpos, que no sólo protegen al organismo de dichos parásitos caninos, sino que refuerzan a las células que conforman la flora intestinal, por lo que la digestión de los alimentos se acelera.

KAL|1_ukfqlqqq

Además, dentro de la misma investigación se descubrió que estas nuevas defensas se pueden desarrollar desde el embarazo. Su función en el feto es eliminar el virus conocido como estreptococo B , el cual es el causante de afecciones respiratorias como el asma.

Otro de los grandes problemas que se previene con la presencia de perros en casa es la de los niños que nacieron por cesárea o que no pasaron por el proceso de lactancia materna, ya que, en ambas situaciones, los bebés nacen con un sistema inmunológico débil. Los nuevos dos microorganismos no resultan afectados ante ambos procesos, por lo que continúan protegiendo el organismo del recién nacido.

dgp

Más Noticias