virgen de guadalupe España.jpg
Reuters
11 diciembre 2021 14:12hrs
Actualizado el 11 diciembre 2021 14:12hrs
Redacción ADN40
Estados

¿Apareció una virgen de Guadalupe en España antes que en México?

Las creencias por la Virgen de Guadalupe de España comienza en el siglo I y años después llegó a México con una historia similar.

Cada 12 de diciembre, millones de peregrinos mexicanos se dan cita en la Basílica de la Virgen de Guadalupe para conmemorar su aparición en México. Debido a la cantidad de gente que asiste, se considera como una de las tradiciones de más magnitud, pero ¿sabías que tuvo su primera aparición en España?

La devoción por la Virgen de Guadalupe es considerada completamente mexicana debido a las tradiciones que se llevan a cabo en el país alrededor del 12 de diciembre, fecha en la que supuestamente se apareció en el cerro del Tepeyac.

No obstante, en México no fue la primera vez que tuvo una aparición, sino que años antes sucedió en España ante un campesino, según cuentan historiadores.

La aparición de la Virgen de Guadalupe en España

De acuerdo con historiadores y crónicas, la aparición de la Virgen de Guadalupe en México está basada en la historia que surgió en España.

Gil Cordero, era un campesino que vivía en la ciudad de Cáceres, pero un día una de sus vacas se perdió a lo que acudió al bosque para buscarla. Cuando la encontró, el animal ya se encontraba muerto por razones desconocidas, pues no se veía lastimada.

Al ver el cadáver Gil Cordero decidió desollarla para poder aprovechar la piel, pero de un momento a otro la vaca resucitó y una mujer apareció ante el pastor.


Ante el asombro del campesino Gil, la mujer le mencionó que ella era la “Madre de Dios”, que le contara sobre su aparición a los clérigos para que pudieran hacerle un templo en el que pudieran adorarla.

No temas. Yo soy la Madre de Dios, Salvador del linaje humano. Toma tu vaca y llévala al hato con las otras y vete luego para tu tierra. Dirás a los clérigos lo que has visto. Diles también de mi parte que te envío yo allá. Que vengan a este lugar donde ahora estás. Que caven donde estaba la vaca muerta, debajo de estas piedras: hallarán una imagen mía
“Cuando la sacaren, diles que no la muden ni lleven de este lugar donde ahora está, más que hagan una casilla en que la pongan. Tiempo vendrá que en este lugar se haga una iglesia y casa muy notable y pueblo asaz grande”

Sin esperar más tiempo, Gil Cordero acudió con los clérigos para contarles lo sucedido, pero estos no le creyeron a pesar de que este se esforzó por convencerlos.

Desesperado, regresó a su casa donde se encontraba un grupo de sacerdotes haciendo oración, pues su hijo había fallecido. Tanto él como su esposa se encontraban desconsolados y se unieron a la oración de los sacerdotes.

Momentos después el joven resucitó al igual que la vaca con ayuda de una mujer. Tras esto, los sacerdotes creyeron lo que anteriormente les había contado el campesino, exhumaron la imagen de la Virgen de Guadalupe y construyeron una capilla.

La capilla se convierte en un monasterio

Con el paso de los años, la capilla de la Virgen de Guadalupe quedó abandonada, pero fue Alfonso XI quien la encontró durante la batalla del salado en 1340; según la leyenda, se encomendó a la virgen y ganó el combate. Como agradecimiento, convirtió la capilla en un monasterio.

En 1441 el monasterio pasó a manos de los monjes jerónimos, y en 1908 los franciscanos comenzaron a cuidar de él.

La existencia del monasterio llegó a los oídos de la reina Isabel I de Castilla, quien se convirtió en una gran devota de la virgen. Incluso, fue el punto de reunión entre ella y Cristóbal Colón cuando se le entregaron las carabelas al explorador con el fin de realizar su expedición a las indias.

La noticia por todos los medios. ¡Descarga nuestra app !

MVA

¡Suscríbete a nuestro boletín de ADN 40 en Google News!
Más Noticias