Oktoberfest-cancelan-alemania-covid-19
ANDREAS GEBERT/REUTERS
03 mayo, 2021
Redacción ADN40
Internacional

Cancelan por segundo año el Oktoberfest por COVID-19

Uno de los motivos para cancelar el Oktoberfest es la incertidumbre de la gente que pueda viajar al festival y no costee la inversión.

El festival de cerveza más grande del mundo, conocido como el Oktoberfest, fue cancelado por segundo año consecutivo por la prevalencia de casos de COVID-19 en Alemania y en el mundo en general, dio a conocer este 3 de mayo, el primer ministro del estado de Baviera, en el sur de Alemania.

El Oktoberfest atrae a alrededor de 6 millones de visitantes a Múnich cada año, muchos de los cuales viajan desde el extranjero.

El festival consiste en sentarse en largas mesas comunales para beber cerveza, comer salchichas, pretzel o codillo de cerdo y escuchar bandas de oompah.

De acuerdo a la agencia Reuters, los residentes de Múnich se dijeron decepcionados de ver otro año sin el colorido festival folclórico, aunque se entienden los motivos de la medida.

Para el caso de los meseros, estos perderán sus ingresos por propinas, pero dicen tener sus esperanzas en el 2022.

El primer ministro bávaro, Markus Soeder, dijo a conocer que que era necesario cancelar eventos importantes como el Oktoberfest porque requerían grandes compromisos financieros y el riesgo era demasiado grande dada la incertidumbre sobre cuándo podría amainar la pandemia.

Además de que en las cervecerías clásicas no se podría cumplir con medidas como el distanciamiento social y el uso de cubrebocas.

Al corte de abril, Alemania ha vacunado a más del 28% de su población, el último periodo de confinamiento se impuso en noviembre del año pasado.

Suspenden el Oktoberfest, festival de cerveza más grande en Alemania

El famoso festival de cerveza de Múnich, Oktoberfest, fue cancelado el 21 de abril del 2020 debido al brote del COVID-19; la celebración se realizaría entre el 19 de septiembre y el 4 de octubre.

Oktoberfest suele congregar a uno seis millones de visitantes cada año en la capital de Baviera.“Estuvimos de acuerdo en que el riesgo es simplemente demasiado alto. No se puede mantener la distancia de seguridad ni trabajar con protección facial”, explicó el gobernador de la región, Markus Söder, tras reunirse con el alcalde de la ciudad.

Detalló que el evento atrae a millones de visitantes de todo el mundo por lo que preocupa la posibilidad de llevar nuevos contagios a Baviera. “Vivir con COVID-19 significa vivir con precaución hasta que haya una vacuna o medicamento”.

La noticia por todos los medios. Descarga nuestra app

lmo

Más Noticias