niña convive perros
Pexels
07 enero, 2021
Redacción ADN40
Salud

Tener una mascota y niños pequeños es una gran idea: lo dice la ciencia

Expertos indican que el hecho de adoptar mascotas como perros y gatos, puede contribuir en la educación de los más pequeños de la casa.

¿Piensas en adoptar un perro o gato? La ciencia afirma que podría ser una gran idea, especialmente para los niños que viven en casa, pues a través de este lazo con la mascota se pueden generar beneficios.

  Claro, tener una mascota implica una gran responsabilidad para los dueños, por lo que antes de adoptar (ya que es mejor que comprar) se necesita hacer un análisis si existe suficiente espacio para el animal, así como tiempo para cuidarlo y educarlo, pues finalmente se convertirá en otro miembro de la familia.

Sin embargo, expertos en la educación de los niños afirman que el hecho de tener una mascota en casa resulta ser una buena opción debido a que contribuye en gran medida dentro de su crecimiento y aprendizaje.

Transmiten valores

De acuerdo con los especialistas, las mascotas podrían transmitir en gran medida algunos valores a los niños, incluso, algunos que las mismas personas llegan a pasar por desapercibido, tales como la empatía, amor incondicional, respeto, responsabilidad, compasión y fidelidad, pues en este último los animales son expertos.

Reduce enfermedades

Los animales domésticos también pueden atraer beneficios para la salud de los más pequeños de la casa, pues al convivir con estos tienen menos riesgos de padecer alergias o enfermedades respiratorias como asma.

Asimismo, al mantener una relación armoniosa con el animal, pueden reducir los niveles de estrés y ansiedad en los niños, además de que son eficaces para el desarrollo emocional.

Evita la ansiedad por separación

En ocasiones, los niños tienden a sufrir cuando su padre o madre salen de casa, en cambio, la situación puede cambiar con las mascotas, pues estas ofrecen apoyo emocional y compañía a los pequeños.

Mejora las relaciones con otras personas

Los niños y las mascotas suelen desarrollar una relación emocional fuerte y sincera, algo que contribuye en la forma en la que se comunican e interactúan los infantes con otras personas.

Asimismo, perros o gatos pueden reducir la agresividad e hiperactividad de los niños.

La noticia por todos los medios. Descarga nuestra app

Más Noticias